La semana pasada Gabriel estuvo de cumpleaños así que fuimos con su familia a comer a uno de sus lugares favoritos. El Quinoa es un restaurante muuuy acogedor y toda la comida que preparar es deliciosa, vegetariana, y se nota que está hecha con amor y cuidado. Reservamos una mesa en el patio, para poder disfrutar de los lindos días que hemos vivido en este verano y porque junto a nosotros estaban todas las plantas, hierbas y vegetales que se cultivan en el huerto.  

 

Mientras decidíamos lo que íbamos a pedir, nos trajeron estas bellas bolsitas de género con pan integral y galletitas saladas acompañadas de un exquisito pebre...estaba perfecto! Con Gabriel no acostumbramos a comer pan de trigo, pero esta vez hicimos una excepción y valió la pena :)      

Los platos elegidos no demoraron en llegar. Y todos los que pedimos ensaladas pudimos elegir entre una ampia variedad de aliños hechos de manera natural. Las elecciones fueron las siguientes: Pastel de choclo, que estaba muy sabroso. El "pino" estaba hecho con berenjenas y champiñones y venía acompañado con una mini ensalada chilena con palta y hojas verdes.  

   

Otro plato fue una lasaña sin masa hecha con berenjenas y zapallo italiano, que como todos los platos también viene acompañada de una ensalada.  

 

El siguiente es un mix de vegetales salteados con leche de coco y quinoa  

 

En general todos los platos son deliciosos! muy frescos, naturales y  livianos. Además, el servicio es excelente, las garzonas respondieron amablemente todas nuestras preguntas...que asumimos que son muchas jejeje. Que si algo lleva leche, que si se usa sal de mar, o si se podía sacar el queso...etc. Lo sabemos, somos clientes concientes ;) y siempre preguntamos lo que vamos a comer, porque nunca se sabe cuales son TODOS los ingredientes de un plato. En resumen, les recomendamos ir a conocer este lugar, pero reserven antes porque siempre está lleno...lo cual es un buen indicador.

¿Cuál es tu lugar favorito para salir a almorzar o cenar?