Taaan rico! y tan saludable!

Una de las peores cosas que podemos hacer en cuanto a nuestra alimentación es comer cuando estamos sintiendo culpa, rabia, pena, estrés, etc. ya que ante estas emociones el sistema digestivo se “apaga” y por lo tanto, no digerimos ni asimilamos adecuadamente lo que estamos ingiriendo.

Muchas personas (mujeres sobre todo) comemos pensando en las calorías, las grasas, etc. en vez de pensar en términos de más o menos nutrientes, y eso nos hace realizar elecciones de alimentos que no son los óptimos para nuestro cuerpo. O también comemos incluso si estamos estresados, o para sentirnos mejor. Lo ideal es que comamos de manera conciente, en un ambiente tranquilo, serenos…sin TV o computador.

Además, es importante que nos demos el tiempo de masticar y apreciar los sabores, texturas y olores de nuestras comidas, de modo que el cerebro pueda recibir las señales de que estamos recibiendo comida, y así nos pueda avisar a tiempo cuando es hora de parar. Esto requiere de mucho trabajo, y puede resultar sumamente difícil al principio, pero podemos ir paso a paso y quizás en algún momento todo esto se transforme en un hábito.

Por ahora, quiero compartir con ustedes un receta que es muuuuy deliciosa! Y la pueden comer libre de culpa, ya que no tiene ningún ingrediente artificial, es libre de lácteos, azúcar refinada, gluten, etc. y es ideal para los días de calor que ya están llegando.  

Ingredientes básicos:

-       Cantidad que quieras de plátanos previamente picados y congelados
-       Un poco de agua para ayudar a licuar (ojalá filtrada)
-      Puedes agregar algunos trozos de otras frutas, pero lo ideal es que siempre sea mayoritariamente plátano con algo más ya que el plátano es lo que da la cremosidad en esta receta.  

Preparación:

Sacar los plátanos del congelador y dejar que se comiencen a derretirse un poco, sólo para permitir que la licuadora los pueda moler. Luego licuar y agregar los que quieras de los ingredientes opcionales. Y está listo para servir!  

Ingredientes opcionales:
-       Maca en polvo
-       Cacao en polvo (nosotros usamos el de la marca PACARI que es crudo)
-       Canela
-       Coco rallado
-       Jengibre
-       Cardamomo
-       Espirulina (basta con ½ cucharadita, porque su sabor es intenso)
-       Etc.  

Para la decoración:
-       Coco rallado
-       Cacao nibs (que son los granos de cacao partidos en trozos pequeños, también usamos los de la marca PACARI) -       Pipocas de quínoa o amaranto (que parecen natur, pero que aportan muchos nutrientes)
-       Flores comestibles
-       Frutas deshidratadas
-       Berries frescos
-       Etc.  

Puedes mirar el siguiente video en donde mostramos cómo preparar esta maravilla: http://youtu.be/EfYJ1mLedhg