Después de tantos días feriados y de celebración, muuuchas personas deciden ponerse a dieta y hacer todo lo posible por bajar de peso para la llegada del verano. Así que quería hacer un llamado a NO hacer dieta!!! Yo lo viví muchos años y sé que todos tratamos de bajar rápido de peso, y para eso hacemos 2 cosas: Comemos menos y hacemos deporte.

Sin embargo, prácticamente nunca los efectos de nuestro esfuerzo y voluntad son permanentes. Hay 2 grandes razones para considerar no hacer dieta, sino que realizar un cambio de alimentación permanente y acorde a nuestro estilo de vida y preferencias.

La primera razón es que cada vez que decimos que NO podemos hacer algo....como comer pan o azúcar, más ganas nos dan de comerlo. Por lo que mejor es comer de todo, pero en cantidades razonables. Una pregunta que me hacen harto es si es que la mantequilla, la avena, el aceite de coco, el plátano, etc. engordan y la verdad es que podemos comer de todo aquello sin engordar si es que lo comemos de acuerdo a nuestras necesidades. Sin embargo, creo que si hay algo que nos hace engordar es el exceso de azúcar... en especial el azúcar refinada y el jarabe de maíz de alta fructosa (porque crean desequilibrio en nuestro cuerpo y porque son altamente adictivos). Para evitar estos 2 tipos de azúcar, lo único que podemos hacer es NO comprar alimentos envasados, procesados y refinados, ya que prácticamente todo lo hacen con estos ingredientes. (Las empresas saben la adicción que provocan y por eso tratan de ponerlo en casi todos sus productos; para verificar esto, te propongo que dejes el azúcar refinada por 1 mes, y corrobores si te es fácil o difícil hacer esto).

La segunda razón para no hacer dieta es que cuando comemos menos de lo que nuestro cuerpo necesita, por ejemplo una dieta de menos de 1.600 - 1.800 calorías, nuestro cuerpo registra esto como periodo de escasez, por lo que entra en modo de reserva. Entonces lo poco que comemos nuestro cuerpo lo guarda como grasa, para así tener reservas por todo el tiempo en que estemos comiendo menos. Es por esto, que cuando hacemos dieta, bajamos de peso en un principio, pero nuestra cantidad de grasa corporal aumenta. Luego, cuando ya hemos bajado, y volvemos a comer de manera normal....lo más común es que recuperemos todo el peso perdido al sentir más hambre, ya que nuestro cuerpo, que estuvo en periodo de escasez ahora nos pide más comida, porque por lo general las dietas nos aportan pocos nutrientes.

A mi me costó taaaanto tiempo comprender esto, que sé que puede ser difícil, porque se acerca el verano y necesitamos resultados más rápidos..... Lo mejor que podemos hacer es mirar el cuadro completo y comprender que si queremos mantenernos saludables y en un peso adecuado tenemos que comer alimentos que nos aporten muchos nutrientes, para que así nuestro cuerpo y el metabolismo funcionen de manera óptima y así nuestro cuerpo no acumule grasas y ocupe toda la energía que le entregamos a través de la comida. Quería compartir un poco de mi experiencia con respecto a esto.

Yo me hice crudivegana hace unos años, y en un principio perdí varios kilos y me sentía de maravillas. Sin embargo, luego de un año, comencé a recuperar los kilos, porque me sentía constantemente con hambre y comía harto, mayoritariamente frutas. Entonces, comprendí que no era normal sentirme así, yo quería sentirme satisfecha luego de comer....de a poco comencé a investigar y a seguir mi intuición....hasta que después de harto tiempo logré mi objetivo: comer equilibradamente y sentirme satisfecha.

Eso sí, que para lograr esto dejé de lado el veganismo y vegetarianismo. Comprendí que tenía que comer más calorías y alimentos más densos para lograr mi objetivo. Hoy me siento muy agradecida, porque estoy comiendo todo lo que me gusta, como hasta quedar satisfecha y logré bajar los kilos que subí con mi dieta alta en frutas.... Por primera vez en mi vida me he mantenido en un peso que me hace sentir bien, pero comiendo lo suficiente para que mi cuerpo funcione de manera óptima ;) (antes lograba bajar de peso, pero comiendo 1.200 calorías a base de yogurt light, coca cola light y cereales fitness jijiji....y por supuesto que después volvía a engordar).

Tratemos de romper el círculo vicioso de las dietas, y aprendamos primero que nada a amarnos completamente tal cual somos, con todos nuestros defectos y kilos de más ;) porque una vez que nos amamos y aceptamos, alimentarnos saludablemente ocurre con mayor facilidad.

Suena bastante simple, ¿crees que puedes hacerlo?