Esta es una excelente opción para evitar las gomitas que se venden habitualmente y que vienen llenas de colorantes artificiales, azúcar y quien sabe qué más.

Estas gomitas son fáciles de preparar y al ser de gelatina, ayudan a reparar el sistema digestivo y aportan colágeno.

Las puedes hacer con el sabor y color de jugo qué prefieras, siempre evitando las frutas que no permiten que la gelatina solidifique como la piña y el kiwi.

Espero que les gusten!

Lindo día!

- 1 taza de jugo de frutas

- 2 cdas de miel de maple o miel (opcional)

- 3 cdas de gelatina sin sabor en polvo

- En un olla poner el jugo y espolvorear la gelatina y dejar reposar unos momentos para que la gelatina absorba el líquido. Luego revolver.

- Poner la olla a fuego medio hasta que la gelatina se disuelva completamente.

- Trata de calentar pero evitar la ebullición para no perder tantos nutrientes del jugo.

- Poner en moldes y dejar enfriar completamente en el refrigerador hasta que se solidifiquen.

- Se pueden guardar refrigeradas por una semana aproximadamente.