El tema del peso corporal es bastante recurrente al momento de embarazarnos. Me ha tocado escuchar a muchas mujeres que cuentan cómo sus médicos las hacen sentir mal si han subido más peso de lo que ellos recomiendan. ¡Y no puedo evitar que esto me de rabia!

Creo que es crucial que entendamos que el embarazo es el momento menos adecuado para una restricción calórica, ya que esto nos lleva a comer poco, a obtener menos nutrientes y a andar con mayor ansiedad. Si bien una mujer con sobre peso considerable tiene más riesgo de complicaciones, es importante que NO hagan dieta en el embarazo.

Creo que es importante que durante el embarazo nos olvidemos de las calorías y que nos enfoquemos en comer los alimentos más nutritivos para nosotras y nuestros bebés. ¡Cuando hacemos esto es realmente muy difícil subir de peso en exceso!

Creo que es esencial consumir muchas frutas, verduras, legumbres, huevos, carnes sin procesar, pescados (en especial sardinas, ya que son una excelente fuente de calcio), frutos secos, semillas, cereales no procesados como arroz, avena, quinoa, mijo, etc. Me parece que también es muy importante el consumo de grasas saludables como ghee, aceite de coco, aceite de hígado de bacalao y aceite de oliva.

Yo no soy nutricionista ni médico y lo que hago es compartir mi opinión y experiencia, por lo que les dejo algunos enlaces que pueden revisar sobre este tema:

http://www.drbrewerpregnancydiet.com/ - Esta es una dieta que se estudió en mujeres embarazadas de escasos recursos económicos y se observó que estas mujeres estaban más saludable durante el embarazo, así como también sus hijos.

 

¡Ojalá tengan tod@s una linda semana!